publicidad

Fabrican prótesis faciales con un software de fotogrametría

Denise Vicentin, quien tiene 53 años, recibió diagnóstico de un tumor facial, desde hace 30 años. Luego de eliminarlo ya dos veces, volvió a aparecerle, esta vez de forma maligna. Por fortuna, ha sido beneficiada de investigaciones efectuadas por los científicos de la Universidad Paulista, de Sao Paulo, Brasil. Este equipo de investigadores ha desarrollado un método para realizar prótesis faciales que se basan en modelos 3D y que son desarrollados en software de fotogrametría. Los datos que se recopilan en el dispositivo móvil son de manera relativa, sencillos de trabajar y pueden ser usados para crear las prótesis faciales rentables con fabricación aditiva, en esta oportunidad para defectos maxilofaciales.

Si estás iniciándote en el mundo de la impresión 3D y buscas una impresora económica, Ender 3  es la solución ideal.

Antes se requería mucho más trabajo. Horas de escultura a mano y procesos invasivos con un material en la cara del paciente para obtener una impresión de su apariencia”, señaló Rodrigo Salazar, quien es principal investigador del estudio.

Se toman 15 fotos desde diferentes ángulos con un dispositivo móvil

Desarrollo de las prótesis faciales

Otro de los investigadores, Luciano Lauria Dib, inició su trabajo con Denise Vicentin para crear una prótesis personalizada. Vicentin se sometió a múltiples cirugías para así construir su tejido facial. Le fueron implantadas varillas de titanio en su cuenca del ojo para que le sostuvieran la prótesis. Al tomar solamente 15 fotografías del rostro de Vicentin en varios ángulos, desarrollaron un modelo 3D en el dispositivo protésico con un software de fotogrametría.

La primera etapa consistía en la impresión en 3D de un prototipo, que posteriormente fue usado para la creación del dispositivo final, en 12 horas. Los científicos lo crearon a partir de la resina, silicona y fibras sintéticas, para después aplicarle la pintura dándole el mismo color de la piel y los ojos de Vicentin. El proyecto es muy inusual porque necesita dos dispositivos que suelen pasarse por alto, un teléfono móvil y un ordenador.  Los investigadores calcularon que empleando las técnicas convencionales en el logro de un dispositivo protésico de este tipo, se necesitan equipos que costarían hasta 500,000 $.

Denise Vicentin dijo que la operación le cambió la vida

Ya anteriormente hemos señalado los beneficios que pueden traer al mundo de la medicina las tecnologías de impresión 3D.  En especial para los dispositivos médicos como son las prótesis y las órtesis. Las soluciones que son a medida son importantísimas para este sector y sabemos que han tenido siempre un gran costo. Esta forma ha estado cambiando gracias a técnicas como esta y se puede esperar que sea personalizada mayor cantidad de dispositivos para cubrir las necesidades de los pacientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *