publicidad

Peregrina Venezolana en el Camino de Santiago en Galicia

 

Violencia contra la peregrina venezolana

La guardia civil española investigan el caso de una peregrina venezolana que fue secuestrada y violada por dos hombres en el Camino de Santiago.

Peregrina Venezolana en el Camino de Santiago en Galicia

Ubicado al noroeste de Galicia.

La mujer tiene 50 años de edad.

Investigaciones pertinentes

Santiago Villanueva, delegado del Gobierno de Galicia, alegó que la mujer agredida se encuentra en «tratamiento psiquiátrico».

Villanueva sobre Peregrina Venezolana en el Camino de Santiago en Galicia

El delegado hizo las declaraciones a los medios en el homenaje a la joven Diana Quer.

Precisó que «el caso se encuentra en investigación bajo toda cautela».

Aseguró que la guardia civil del país trabajan en el análisis de las declaraciones y datos proporcionados por el informe forense.

Además están localizando el auto donde trasladaron a la víctima.

Según los primeros datos de que disponen los investigadores, la peregrina venezolana salió de Finisterre para dirigirse a Santiago de Compostela (La Coruña).

Después de recorrer una veintena de kilómetros, aproximadamente, habría sido secuestrada por dos hombres, que la introdujeron en un automóvil y la llevaron a un descampado en el municipio coruñés de Val do Dubra, donde habría sido violada y abandonada.

Villanueva dijo que «independientemente de este hecho, quiero recordar la seguridad del Camino de Santiago».

Afirmó que todos los Caminos «son súper seguros» y que presentan una tasa de criminalidad «prácticamente insignificante».

Investigaciones caso Peregrina Venezolana en el Camino de Santiago en Galicia

Según información de un diario local «La Voz de Galicia», ocurrió lo siguiente:

«La denunciante caminaba sola cuando los agresores la metieron a la fuerza en el asiento trasero del coche y uno de ellos le arrancó la ropa con fuerza mientras el otro emprendía la marcha hasta un lugar poco concurrido de la localidad de Portomouro».

«Tras la presunta violación, la mujer fue abandonada desnuda. Pese a las bajas temperaturas del momento y a la experiencia sufrida, pudo levantarse y caminar hasta que encontró ayuda en la casa de unos vecinos del lugar, que la pusieron en contacto con la Guardia Civil».

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *